El carnaval de los animales de Saint-Saëns vuelve al Auditorio Nacional en un concierto para familias el sábado 15 de junio a las 19:30

 

Y, además, otra gran obra de la música clásica para niños, el cuento musical Pedro y el lobo de Prokófiev

En la Sala de Cámara del Auditorio Nacional con la Orquesta Metropolitana de Madrid y su directora Silvia Sanz Torre

Tras el éxito de Música y juguetes que tuvo lugar el pasado mes de febrero en la Sala Sinfónica del Auditorio Nacional, la Orquesta Metropolitana de Madrid y su directora Silvia Sanz Torre dedicarán a las familias el último de los conciertos extraordinarios de esta temporada, esta vez en la Sala de Cámara, con el título “El carnaval de los animales”. El programa incluye las dos obras más populares en el repertorio de música clásica para público infantil, Pedro y el Lobo de Prokofiev y El carnaval de los animales de Saint-Saëns. Las entradas de 20 y 22 € en la tarifa normal, y de 17 y 19 € para niños y jóvenes hasta 30 años, pueden adquirirse en grupotalia.org y entradasinaem.es

 

 

La música de este concierto suma fantasía y humor. En El carnaval de los animales el público disfrutará con el lado más humano, en lo bueno y en lo malo, de unos animales que celebran el carnaval y descubrirá la capacidad descriptiva, humorística o satírica de la música. En Pedro y el lobo, pequeños y mayores se contagiarán del espíritu alegre y valiente de un niño que no teme al lobo feroz y reconocerán el timbre de los instrumentos musicales y su carácter. Para la narración se ha optado en esta ocasión por una voz femenina (Inmaculada López). 

El carnaval de los animales

En El carnaval de los animales se suceden las parodias y los guiños humorísticos. Se trata de una broma musical que C. Saint-Saëns compuso tan solo para interpretar entre amigos. De hecho, solo permitió su publicación después de su muerte. El músico se parodió a sí mismo y a compositores como Offenbach, Berlioz, Rossini... La obra comienza con la "Introducción y marcha real del León" y continúa con ”Tortugas”, “El elefante”, “Fósiles”, “Personajes con largas orejas” (quizá para referirse a los críticos), “Hemiones, “El cisne”, etc.  hasta completar 14 movimientos, sin olvidar a los pianistas que practican escalas, también incluidos en este programa zoológico.

El carnaval de los animales, broma musical de Saint-Saëns

Pedro y el lobo

Serguéi Prokófiev compuso esta obra sinfónica a petición del Teatro Central Infantil de Moscú con el fin de incentivar en los niños el gusto por la música. Pedro y el lobo se estrenó el 2 de mayo de 1936 sin llamar apenas la atención. Hoy en día esta pieza sinfónica con narrador es una obra muy conocida e interpretada. Cada uno de los personajes está asociado a un instrumento musical. Nos cuenta la historia de Pedro (instrumentos de cuerda), un niño ruso que, sin permiso de su abuelo (fagot), se enfrenta a un lobo (trompas) con la ayuda de sus amigos: el pájaro (flauta), el pato (oboe) y el gato (clarinete). Los cazadores que rastrean al lobo están representados por los timbales y el bombo.

Pedro y el lobo, cuento musical de Prokófiev